Cruce duodenal

El cruce duodenal o derivación biliopancreática con cruce duodenal es una técnica bariátrica que combina dos operaciones, una con fin restrictivo y la otra con finalidad malabsortiva, de forma que ambas se sumen con los mínimos efectos secundarios.

Se realiza mediante laparoscópia que permite un post-operatorio más corto y con menos complicaciones, así como una vuelta a la vida normal más rápida.

El cruce duodenal se realiza en dos partes:

cirugía bariátricaLa operación tiene una duración de 1 a 3 horas, en función del paciente.

Primero, se realiza una gastrectomía vertical o manga gástrica  ( técnica restrictiva) en la que se secciona una parte del estómago por su curva ancha creando un”tubo” o “manga” con una capacidad de 50 a 60 cc.

En segundo lugar, se realiza un bypass bilio-pancreático (técnica malabsortiva) que  acorta la longitud del intestino, imperidiendo que se asimile la grasa de los alimentos ingeridos.

Con este proceso el intestino delgado se divide en dos segmentos de distinto tamaño que se unen en un canal común. El segmento digestivo se encarga de llevar los alimentos desde el estómago hasta el canal común, mientras que el segmento biliopancreático transporta la bilis y el jugo pancreático hasta el canal común. Es reversible.

De esta forma, la digestión se realiza en el canal común que, por ser más corto, permite al paciente absorber unicamente el 30% de las grasas y el 80% de los hidratos de carbono.

La mejor técnica de cirugía bariátrica :

El cruce duodenal  está considerada la técnica que permite perder más peso de forma mantenida ( puede ir más allá del 80% del sobrepeso a los 2 años de la operación)con menos complicaciones posteriores.

El estómago reducido, con el tiempo se distiende y permite realizar pequeñas comidas casi normales sin problema. Y, por otro lado, no se pierden los jugos digestivos (bilis, páncreas e intestinales), sino que son reabsorbidos.

Esta técnica disminuye los riesgos de sufrir dumping ( mala tolerancia del azúcar) y úlceras anastomóticas típicas de bypass gástrico.

Mejora o desaparición de enfermedades asociadas la obesidad ( diabétes, hipertensión, apnea,…)

Riesgos del cruce duodenal:

La mayor parte de las complicaciones derivadas de un cruce duodenal suelen provenir de la parte malabsortiva del procedimiento:

  • Como la grasa no se absorben bien hay una carencia de vitaminas liposolubles  (A, D y K) y minerales.  Los  paciente deberán tomar complejos  multi-vitaminicos, hierro y calcio el resto de su vida. Así como ingerir alimentos con alto valor en proteínas como carne, pescado, huevos, leche y queso.
  • Formación de cálculos biliares. En ocasiones, se extirpa la vesícula durante la intervención de obesidad para evitarlo.
  • La mayoría de pacientes no tienen problemas tras esta operación, pero dada la naturaleza de éstos y las enfermedades asociadas a su obesidad, tiene sus riesgos.
  • La tasa de mortalidad de pacientes operados de cruce duodenal está en torno al 1%, pero es menor que la tasa de pacientes en lista de espera. Por las enfermedades asociadas a la obesidad, estos pacientes tiene más riesgo que una persona normal.

Los principales riesgos son:

  • Escapes o fugas en suturas o grapas.
  • Trombosis
  • Problemas respiratorios
  • Sangrado

Todas nuestras intervenciones de cruce duodenal se realizan con un equipo multidisciplinar que le dará soporte antes y después de su intervención:

  • Seguimiento clínico por el equipo quirúrgico.
  • Tratamiento y educación dietética por la Nutricionista.
  • Cambios en el estilo de vida: pautas alimenticias y ejercicio físico adecuados a las limitaciones y necesidades de cada paciente.

informacion cirugia bariatrica